La verdad sobre el cigarrillo electrónico: el 92% de los vapeadores ha dejado de fumar

El tabaco mata a 700.000 personas todos los años solo en la UE. A nivel global, a siete millones. Es una genuina epidemia y la primordial causa de muerte evitable, asimismo en España. Conforme los datos más recientes del Eurobarómetro, el veintiocho por ciento de los españoles son fumadores, dos puntos sobre la media europea. En la lucha contra el tabaquismo, una de las más importantes que debemos librar, seguimos perdiendo.

La tecnología puede ser nuestra mejor aliada. Los vaporizadores personales, más conocidos como cigarrillos electrónicos, han ayudado a millones de personas a parar de fumar. Como herramienta de salud pública, la eficacia del vapeo está sobradamente probada.

Más de 10.200.000 personas emplean el cigarrillo electrónico en la Unión Europea (el dos por cien de la población), unas 460.000 en España (el 1 por ciento ), en base a los datos del Eurobarómetro. No obstante, el desconocimiento y el empeño de algunos en contradecir la evidencia a nivel científico impiden que los vaporizadores personales lleguen a buena parte de los fumadores, que podrían servirse de este procedimiento para dejar el tabaco y salvar, literalmente, sus vidas.

Con la ayuda de científicos, especialistas y usuarios, trataremos de corregir ciertas percepciones falsas que se han instalado en la sociedad sobre el vapeo.

MITO 1.- ES OTRA FORMA DE FUMAR

Se cuentan por decenas los artículos y documentales en prensa, radio o televisión que han definido el empleo del cigarrillo electronico argentina como “una nueva forma de fumar” (el ejemplo más reciente, de la semana pasada). No es cierto. Al encender un pitillo con el encendedor, se produce una combustión que no tiene lugar en los vaporizadores personales.

“Esa combustión provoca de 4.000 a 7.000 substancias tóxicas, de las cuales probablemente más de 100 carcinogénicas”, especifica Carmen Escrig, doctora en Biología Celular y Genética por la Universidad Autónoma de la capital española y coordinadora internacional de MOVE, una iniciativa en favor del vapeo respaldada por científicos de todo el mundo. “En contraposición, con el cigarrillo vaporizador lo que introduces en tu cuerpo es vapor de una sustancia que se compone de otras cuatro: propilenglicol, glicerol [o glicerina, de origen vegetal], aromas alimentarios y nicotina en el grado demandado por el consumidor”, que puede ser cero.

Usuario con un cigarrillo electrónico de iniciación

MITO dos.- ES IGUAL DE MALO QUE EL TABACO

El Ministerio de Sanidad británico y el Real Instituto de Médicos del R. Unido han sido definitivos al respecto. Tras examinar una década de estudios científicos sobre el cigarrillo electrónico, han determinado que vapear es un 95 por ciento menos perjudicial que fumar. Dicho de otra forma: el daño que pueden hacer los vaporizadores personales es, como mucho, el 5 por cien del que hace el tabaco con sus decenas de sustancias cancerígenas.

Además de los estudios científicos, lo acredita la experiencia de los propios usuarios. Juan Ibáñez, argumentista del programa de T.V. ‘El Hormiguero’ y uno de los rostros más reconocibles del vapeo, puede comprobarlo. “Llevo 4 años vapeando y lo noto en el deporte, en el momento de respirar, de levantarte por la mañana… Te puedo charlar hasta de la resaca. Mil cosas que mejoran”, ha explicado en el podcast de Hoja de Enrutador.

MITO 3.- LA NICOTINA ES UN VENENO

La mayor parte de los que recurren al cigarrillo electrónico para parar de fumar emplean líquidos con nicotina. Cada usuario elige la concentración que considera conveniente, y es usual que la vaya reduciendo conforme pasa el tiempo y reduce su grado de adicción. Muchos son los que terminan vapeando sin ella, lo que facilita enormemente abandonar de forma gradual no solo el cigarrillo usual, sino más bien asimismo el electrónico.

En todo caso, una gran parte del temor que se tiene a la nicotina es infundado. “Hay bastante gente que piensa que la nicotina es un veneno supertóxico, que solo con tocarlo te mata, y eso es completamente falso”, explica Escrig. “Los estudios sobre toxicidad de la nicotina en los que nos fundamentábamos eran del siglo XIX, y la peligrosidad de la nicotina estaba exageradamente sobrevalorada”.

El doctor Bernd Mayer demostró en 2014 que la dosis de nicotina necesaria para matar a un ser humano es mucho más alta de lo que establecen las autoridades sanitarias (diez o bien doce veces mayor). En su estudio mienta el caso de una mujer adulta que trata de quitarse la vida ingiriendo grandes cantidades de líquido para cigarro electrónico, con una muy alta concentración de nicotina, y no lo consigue.

“Jamás, en ninguna circunstancia, un ‘vaper’ podría llegar a tener un problema arduo por intoxicarse con nicotina”, sentencia Escrig. “Antes de llegar siquiera a tener unos efectos tan graves, el ‘vaper’ lo notaría. Notaría una aceleración de su ritmo cardiaco, apreciaría un dolor de cabeza… Jamás llegaría a más”.

Contraindicaciones de la ozonoterapia

La ozonoterapia es una técnica en la que se emplean gases del oxígeno, para calmar ciertas enfermedades y problemas médicos, puesto que tiene propiedades antiinflamatorias, calmantes y que mejoran la circulación. El ozono no es un riesgo mayor para el organismo, no obstante hay algunas condiciones médicas para las que este tratamiento está desaconsejado.
Ya antes de someterte a un tratamiento de ozonoterapia, te invitamos a que consultes a tu médico. Además de esto, ten presente que esta terapia ha de ser aplicada por un especialista, en tanto que el ozono es un oxidante bastante fuerte y aplicarlo de forma inapropiada puede ser realmente perjudicial para la salud. Ya antes de someterte a este tratamiento debes efectuarte exámenes anteriores para hacer un buen diagnóstico; la manera en la que se va a aplicar la ozonoterapia lo determinará la afección que tenga el paciente.

Image result for noticias ozonoterapia


La ozonoterapia consiste en introducir oxígeno y ozono en el organismo, por medio de una inyección intravenosa, intramuscular o bien dérmica, por el empleo de cápsulas de ozono o bien usando una bolsa llena de este gas donde se aísla la zona a tratar. Las enfermedades que pueden tratarse con esta opción alternativa son: esclerosis múltiple; artritis; cáncer; fibromialgia; hernia discal; enfermedades cardiovasculares; trastornos del sistema circulatorio; para reducir el ácido úrico; enfermedades dermatológicas como el acne, la soriasis o bien los eccemas.
La primera contraindicación de la terapia con ozono es para las personas que padecen de hipertiroidismo, esto es debido a que aumenta la producción de las hormonas tiroideas. Por otra parte si padeces de hipertensión y no te hallas en un tratamiento para supervisarla, es preferible que no te sometas a esta terapia, por el hecho de que el ozono tiene un efecto sobre las hormonas de adrenalina y noradrenalina que afectarán sensiblemente tu corazón.
Otras contraindicaciones de la ozonoterapia son: tratamiento con anticoagulantes; anemia; traumatismo severo; tratamiento con suplementos de hierro, cortisona o bien aspirina; déficit de glucosa; mujeres embarazadas y en periodo de lactancia; intoxicaciones por alcohol; alergias específicas; insuficiencia nefrítico o bien hepática.
Hay que rememorar que el ozono, no es un fármaco, lo que resulta ideal para aquellos que son alérgicos a determinadas medicinas. Consulta a tu médico ya antes de efectuar cualquier terapia opción alternativa.

Un libro con las recetas de los mejores tragos del bar speakeasy Nicky Harrison

Inspirado en los tiempos de la Ley Seca, la prohibición en los USA, donde el alcohol estaba vedado y los bares eran lugares furtivos, Nicky Harrison -con su espacio The Harrison- se transformó en el sitio donde ir a tomar y saborear los más exquisitos cocktails como en barras moviles.

En sus 5 años de vida de servicio barra para eventos, los mejores bartenders del planeta atravesaron sus puertas (a la que se tiene acceso a través de convidación o bien membresía a través de, en tanto que por algo es un speakeasy) y también hicieron de las suyas tras su barra.

Hay pocos mixólogos que no sepan de este exclusivo refugio en el corazón de la ciudad de Buenos Aires. “Nos dio la sensación de que era un bonito instante para enseñar lo que hacemos. Nicky Harrison aportó mucho al apogeo actual que el día de hoy se vive en la coctelería”, comenta Andrés Rolando, ánima mater del sitio.

Nicky Harrison se forjó “inspirado en aquellos años ’20, donde los bares debían ocultarse tras otros establecimientos y los cócteles se ocultaban en tazas de té o bien tras libros. El día de hoy ese encanto se sostiene íntegro, nos agrada que Nicky sea conocido como un entorno íntimo al que desees regresar.Por eso, el no permitir hacer fotografías en el sitio, que todo se maneje por el boca a boca, facilita el sostener el espíritu del misterio”.

Caffè Reggio

Con la idea de festejar el aniversario en psique nació su libro, The Harrison Speakeasy, coctelería tradicional & moderna (De Sudamérica) que no solo reúne su historia sino más bien asimismo cócteles tradicionales y reversiones para amantes del buen tomar.

“Una forma de enseñar nuestra evolución como bar referente en la ciudad de Buenos Aires, desde aquellas primeras cartas con tragos tradicionales a nuevos cocktails donde se incorporan técnicas más modernas”, resalta Rolando.

Caffè Reggio

Ingredientes: treinta ml. whisky Chivas Regal ; veintitres ml. de licor de café espresso Borghetti; veintitres ml. de almíbar de vainilla; 1 huevo. Preparación: batí todo y servilo con una taza de té vieja. Decoralo con ralladura de nuez moscada.

Malbec Style

Ingredientes: sesenta ml de vino malbec; veintidos ml de reducción de frutos colorados y jengibre; veintidos ml de jugo de limón; tres dash de bitter angostura. Preparación: colocá todos y cada uno de los ingredientes en un vaso y swissleá. A fin de que esté bien frío, servilo en un vaso trago largo con hielo picado. Decoralo con un penacho de menta, desecado de limón y una flor comible.

Chivas Spiced Honey

Ingredientes: cuarenta y cinco ml. de whisky Chivas Regal 12; treinta ml. de almíbar de miel; cuarenta y cinco ml. de jugo de pomelo; dos cditas. de jugo de jengibre; 1 cdita. de pimienta rosa.

Preparación: mezclá bien todos y cada uno de los ingredientes y serví en vaso trago largo con hielo picado. Decorá el cocktail con un tallo de lemon grass, albaca, pomelo desecado y flores comibles.

Textos: Paula Ikeda. Fotos: gentileza Nicky Harrison

Un dulce ritual del verano lisboeta: el helado de fresa de Santini

El cambio climático asuela con todo, asimismo con las costumbres. Sirva como un ejemplo anecdótico que el cucurucho de helado de fresa ha dejado de estar ligado únicamente al verano. No obstante, la heladería Santini representa en Lisboa y, sobre todo, en Cascais la llegada del estío. El veintiseis de agosto de mil novecientos cuarenta y nueve, Attilio Santini abrió esta heladería en Estoril. Ya había pasado ya antes por Valencia, mas se animó a cruzar la Península, y se quedó. Y acá prosigue la familia, con su nieto Eduardo al frente.

Entonces no era como ahora, que brotan las heladerías en todos y cada esquina; el local de Santini, en el centro de Estoril, era sitio de asamblea de familias de proveedores gastronomicos enteras en torno a una copa de helado, la cita de la tarde. La urbe ribereña, al norte de Lisboa, atraía como mucho muy elegante de la capital portuguesa y del extranjero. Las familias reales europeas se citaban en sus playas, en el club marítimo y en el Santini. Entre sus habituales, el entonces príncipe Juan Carlos, su mujer Sofía y sus hijos.

Ciertamente, helados existen muchos, mas como los de Santini pocos y el turista no puede irse de Lisboa o bien de Cascais sin haber pasado ya antes por un Santini, más específicamente sin haber probado su helado de fresa si bien el nieto de la saga, Eduardo, prefiere el de limón que hace con los mejores limones de cierto distribuidor mayorista gastronomia. Él mide la calidad de la competencia dependiendo de la apariencia y sabor de este helado. Si es amarillo, ni lo prueba. No obstante, la fama la lleva el helado de fresa, el más pedido en verano.

El local de la heladería Santini en Cascais (Portugal).

No van a hallar excentricidades en ninguna de sus diez heladerías, de Lisboa a Oporto. Sus sabores son de lo más tradicionales, basados en la fruta natural que llega de las diferentes zonas portuguesas: los melones del Algarve, las frambuesas de Fundão, en el caso del mango lo importan de Brasil (que en Portugal no sale muy dulce). Y en Santini escapan de los aditivos. Mangos, piñas, cocos y, lo más bastante difícil, granadas y castañas, son pelados a mano en su factoría en Carcavelos, equidistante entre Cascais y Lisboa.

Los sabores básicos, singularmente los frutales, sostienen la fama de la heladería. Son catorce sabores fijos y 8 rotatorios para captar a una clientela más aventurera. Si bien asimismo ha hecho sus incursiones en la moda de los gustos estrambóticos, como el helado de pimentón dulce, que experimentaron un año y que se recuerda como su mayor excentricidad. Santini tiene más de cuatrocientos recetas, resultado a veces de colaboraciones con restaurants, entre ellos el helado de altramuces o bien el de tinta de choco.

En mil novecientos setenta y uno, Santini brincó —unos metros— de Estoril a Cascais y ahí se recogió la conocida fotografía de la Familia Real de España, dándose un banquete a base de vasos de agua y helados. Desde ese momento, las distintas generaciones de la familia Santini han ido renovando su fama y su imagen. El día de hoy son diez locales, todos blancos con listas rojas, si bien más que por sus colores se distinguen por sus colas, en especial en los locales situados en el Chiado y en el Mercado da Ribeira, los dos en Lisboa. Mas la tradición manda callejear por Cascais con el cucurucho de helado de fresa, de Santini lógicamente, que es verano.

¿Es fácil aprender inglés?

Prácticamente todo cuanto vale la pena en esta vida requiere un esmero, y con el inglés no es diferente. Nuestros pupilos nos hacen esta pregunta constantemente: ¿es simple aprender una certificacion de curso de ingles? El día de hoy vamos a procurar darle contestación.

La gramática, sí
En general, la gramática en examenes de ingles es mucho más fácil que la del castellano: las conjugaciones verbales son interminablemente menos complejas, los sustantivos no tienen género, el subjuntivo se utiliza poquísimo… Sí, todo tiene su complejidad, mas la gramática del inglés no es lo más difícil del planeta. Manejando bien varios tiempos verbales eres con perfección capaz de comunicarte.

La pronunciación, no
Ahora, la pronunciación es otra historia. El inglés, en contraste al castellano, no se pronuncia como se escribe. Salvo contadas salvedades, en español cada letra se lee siempre y en toda circunstancia de igual modo. En inglés, en cambio, no. En verdad, en lo que se refiere a pronunciación se refiere, hay más salvedades que reglas.

Hay que admitirlo desde el comienzo. Toda vez que aprendas una palabra deberás hacer doble esfuerzo: el ahínco de aprender de qué manera se afirma, por un lado, y el ahínco de aprender de qué forma se escribe, por otra. Merece la pena indicar que es mucho más esencial aprender de qué manera se pronuncian las palabras, pues deseamos aprender a “charlar inglés” y no a “leer inglés”, ¿cierto?? Puesto que eso.

Asimismo es vital que tengas presente, desde el instante cero, que ningún nativo habla inglés como un robot. Al charlar, unimos los sonidos en un progresivo y no hay espacios entre palabras, como sí ocurre en la escritura. Esto desea decir que no vale solo con saber vocalizar palabras sueltas, asimismo debes aprender de qué manera se pronuncian estructuras completas, de qué forma se unen los sonidos en todos y cada una de ellas. De esta forma no solo lograrás que tu pronunciación suene más natural, además de esto asimismo vas a mejorar cualitativamente tu entendimiento auditiva.Resultado de imagen para ingles

La soltura, tampoco
Charlar con soltura y fluidez en inglés… a ver, no es que sea imposible. Se puede lograr. El inconveniente es que bastante gente aún no ha entendido que para tener soltura en inglés hay que machacar las cosas muchas veces. No vale con estudiarse algo una vez y decir “Bah, ya me lo sé”. No. El inglés no marcha de esta manera.

Hay que trabajar las estructuras y el léxico una y mil veces hasta el momento en que salgan sin fallos, sin pestañear. Hay que adiestrar el cerebro y la boca para el inglés como un gimnasta prepara su cuerpo diariamente para poder competir. No hay que pasar al siguiente nivel hasta el momento en que no se domina algo al cien por ciento . Y jamás hay que parar de repasar lo básico. Jamás. En el aprendizaje del inglés, los que van con pasitos pequeños, mas firmes, avanzan más veloz que los que pasean a zancadas.

Eso sí: el inglés es un idioma muy agradecido
Con ciertos idiomas, pasan meses desde el momento en que empiezas a aprenderlos hasta el momento en que sueltas tus primeras palabras. En inglés, esto no ocurre. Desde el instante en el que comienzas a estudiar inglés puedes empezar a chapurrear cosillas. En verdad, nuestras pupilas y pupilos son los primeros sorprendidos después su primera hora de clase con nosotros: han estado una hora hablando en inglés ¡y que creían que no sabían tanto!

Es verdad que es simple cometer fallos en inglés y desde entonces eso es una cosa que hay que eludir, mas asimismo es sencillísimo empezar a hacerte comprender tras pocas clases, con poco léxico y pocas estructuras. Y eso, desees que no, motiva mucho.

Si te agrada, te va a ser considerablemente más simple
Por encima de la menor o bien mayor complejidad que pueda tener aprender inglés, está tu nivel de motivación. Insistimos: MUY por encima. Si estás a gusto en clase, estudiando el idioma, deshaciéndote poquito a poco de tus fallos, ampliando tu conocimiento de forma controlada para no aturdirte, y sobre todo, si lo estás gozando, te va a ser mucho más simple. Ahora, como no estés motivada o bien motivado… bastante difícil lo tienes. Acá, evidentemente, la maestra o bien el maestro juegan un papel clave.

En suma…
A ver, seamos claros. Simple, simple, lo que se afirma simple, no será. Si no todo el planeta lo charlaría, ¿no? Mas tampoco es física cuántica. Si tienes a tu predisposición los recursos convenientes, y nos referimos a una genial maestra o bien un genial maestro y a materiales de calidad amoldados a tu nivel, aprender inglés es considerablemente más simple de lo que crees. Mas como no los tengas… entonces sí, puede ser un genuino averno.